Crecimiento

Crea imágenes de tus productos de las que te sientas orgulloso.

¿Alguna vez has escuchado la frase “Una imagen vale más que 1.000 palabras?" Pues también se aplica en el comercio electrónico. Las fotografías de productos son muy importantes en tu tienda online. De hecho, pueden ser la parte más importante. Que las imágenes de tus productos estén cuidadas puede ser lo que marque la diferencia entre hacer una venta o perder a un montón de clientes. Por eso queremos enseñarte a que tu mismo puedas hacer unas fotos de tu productos perfectas que hagan que tu ecommerce mejore y aumente tu tasa de conversión.

¡Vamos con ello!

Imagínate que entras en una tienda online a comprarte unas nuevas zapatillas.

Viendo esas dos imágenes.

Imagen bien sacada de un producto en un ecommerce
Imagen mal sacada de un producto en un ecommerce

¿En cuál de las dos tiendas comprarías?

Fijo que no has dudado ni un momento.

De ahí que unas buenas imágenes sean tan importantes en el comercio electrónico.

Si tú no has dudado en cuál de las dos tiendas comprarías las zapatillas.

¿Qué crees que harían tus clientes cuando entren en tu sitio web y vean unas imágenes tan poco atractivas?

Claramente se irían y probablemente nunca volverían.

El comercio electrónico no da al cliente la posibilidad de apreciar bien el producto, el material del que está hecho, sus colores reales…

El comercio offline en cambio sí.

Por lo que al tener esa desventaja tienes que ponérselo fácil a los clientes y así convencerles a comprar.

Tienes que transmitir confianza a tus clientes y la fotografía puede ser uno de los puntos clave en tu ecommerce.

Tus fotografías tienen que ser cuidadas y donde se pueda apreciar hasta el más mínimo detalle de tu producto.

“El 90% de la información que procesa el cerebro es visual y nuestro cerebro procesa las imágenes 60.000 veces más rápido que el texto.”

Las imágenes tienen un impacto significativo en la credibilidad de tu ecommerce.

El “Standford Persuasive Technology Lab” mostró a 2.440 participantes varios sitios web y les preguntó cómo evaluaban la credibilidad de esos sitios.

¿Cuáles crees que fueron los resultados?

Casi la mitad de los participantes (46,1%) dijeron que el criterio número 1 para juzgar la credibilidad de las páginas web era el diseño web de los mismos.

De ahí la importancia de unas buenas imágenes de productos en nuestro ecommerce.

Ya que la calidad de las imágenes pueden mejorar o empeorar el diseño de tu página y por tanto afectar a la credibilidad de tu marca.

¿Aún no te ha quedado claro por qué unas imágenes de producto cuidadas son tan importantes?

Pues bien, aquí unas últimas razones para acabar de convencerte:

  • Diferenciarte de la competencia.

Si tus imágenes son de calidad y captan la atención, otorgarán personalidad a tu tienda online y por tanto destacarías sobre la competencia.

  • Facilitar la decisión a tus clientes.

Ofrece imágenes de tu producto desde distintos ángulos e incluso en movimiento

  •  Impresionar desde el principio.

Cómo bien habrás escuchado muchas veces una imagen vale más que 1.000 palabras.

Lo que vean en un principio es lo que les va a marcar para tomar su decisión.

  • Aumentar las posibilidades de compartir.

Si tu contenido es mucho más atractivo e interesante para tus usuarios, más ganas van a tener de compartirlo con sus amigos.

Es una manera genial de hacer marketing sin gastar dinero.

¿Ves cómo tener buenas fotografías sólo te trae cosas positivas?

Puede ser lo que marque la diferencia entre hacer una venta o perder a un montón de clientes.

Basado en la infografía “It’s all about the images” de MDG Advertising el 67% de los consumidores está de acuerdo en que la imagen de un producto es lo que más influencia a la hora de seleccionar y comprar un producto.

Este estudio también indica que la fotografía ecommerce es mucho más importante que las descripciones u opiniones de los clientes.

Ya sé que estarás pensando en que no eres un profesional de la fotografía.

Pero eso no importa, porque fijo que tú también tienes un móvil de última generación, ¿verdad?

Gracias a eso te puede resultar más sencillo el tomar alguna que otra foto molona.

Además, aplicando algún que otro filtro (estilo filtros de Instagram) se puede conseguir una foto resultante que puede encajar perfectamente en tu ecommerce.

Por eso, aún teniendo poco presupuesto puedes llevar a tu ecommerce al éxito cuidando las fotografías.

Te voy a dar algunas prácticas a tener en cuenta para tus imágenes de productos:

  • 1. Asegúrate de que sean de muy buena calidad.

Sé que pensarás que somos unos pesados por haberlo repetido un montón de veces.

Pero ¡es la verdad!

Ofrecer fotografías de calidad es algo indispensable en un ecommerce.

Si quieres que tus clientes se hagan una imagen lo más acertada posible de tu producto no valen imágenes de baja calidad.

De acuerdo con “Practical ecommerce”, un cliente tiene 3 veces más probabilidades de hacer una compra si la fotografía del producto es de buena calidad.

  • 2. Muestra tu producto desde distintos ángulos.

Como ya sabes, tienes que ponérselo fácil a tus clientes.

Tienes que recrear en tu tienda online la misma experiencia que tu cliente tendría en una tienda offline.

Dale la posibilidad de ver el producto desde todos los ángulos.

Cuando reciban el producto en casa tiene que ser como si ya lo hubieran tenido entre sus manos antes.

  •  3. Ofrece imágenes de cada variación o color

Si tienes las mismas sandalias en distintos colores, por ejemplo unas negras y otras en color gris.

¿Qué tienes que hacer?

Pues muy sencillo.

Mostrar una foto de la sandalias negras y otra de las sandalias grises.

 

Quizá te parezca una tontería mostrar la misma sandalia en distintos colores.

Pero es muy importante.

Aunque sea el mismo producto, el cliente quiere ver como será con un color específico y no tener que imaginarselo.

Ya que una imagen de producto en la que no se distingue realmente el color es una de las razones principales por la que los clientes devuelven sus productos.

Y fijo que no quieres que eso te ocurra a ti.

  • 4. Permite el zoom en las imágenes.

Deja que tus clientes puedan ver hasta una mota de polvo en tu producto.

La experiencia del cliente al hacer zoom tiene que ser positiva.

Para eso, es muy importante que las imágenes sean de muy buena calidad.

Al permitir zoom las fotografías deben permanecer claras y resaltar los detalles del producto.

¿Tienes clara la importancia de las fotografías en tu ecommerce?

Y, ¿las prácticas a tener en cuenta con tus imágenes?

¡Perfecto!

Vamos a ponernos manos a la obra.

¿Qué vas a necesitar?

Suponiendo que no tengas una cámara de fotos de última generación.

Ni el dinero necesario para invertir en una.

¿Por qué no utilizar tu smartphone?

Suena un poco loco, pero con los avances en tecnología, es posible conseguir excelentes imágenes.

Si usar el smartphone es tu decisión, sigue leyendo.

Aparte de la cámara de tu smartphone, necesitarás los siguientes accesorios

  • 1. Un trípode para móviles

Indispensable, a no ser que tengas el mejor pulso del mundo.

A pesar de que los smartphones cuentan con un software estabilizador interno puede haber movimientos que provocan que las imágenes sean borrosas.

En www.amazon.es puedes encontrar un montón de trípodes de diferentes precios.

Por menos de 20 euros puedes tener uno para tu smartphone.

Trípode para smartphone

Fuente: Amazon

  • 2. Un fondo

Utiliza un fondo blanco o gris detrás de tu producto.

Así crearás un look limpio y sin distracciones.

Puedes crear tu propio fondo utilizando un papel, una tela o un vinilo.

Puedes adquirirlo en algún estudio fotográfico de tu ciudad o en Amazon por unos 10 euros.

Fondo para fotografía de producto

  • 3. Una mesa

Necesitarás una mesa.

¿Por qué?

Pues muy simple.

Para colocar tu producto y así esté más alto y sea más fácil para ti fotografiarlo.

  • 4. La iluminación

La luz natural de tu ventana es la opción más económica y fácil de usar.

Si tienes una ventana grande por la que entra abundante luz natural.

¡Genial! Eso es lo único que necesitas.

Pero debes tener en cuenta, la posición en la que colocar tu producto.

La ventana debería estar a la derecha o a la izquierda de tu producto.

NUNCA detrás o delante de la cámara.

Colocación de la mesa con la ventana

Fuente: A better Lemonade Stand

También es necesario el uso de un trozo de cartón pluma blanco, que puedes adquirir en cualquier papelería o en Amazon.

Se recomienda porque al usar luz natural se crearía una sombra demasiado oscura que perjudica la toma de fotos y esto las mejoraría.

Tienes que colocarlo como telón de fondo, es decir enfrente de la ventana.

El producto tiene que ir colocado en el medio, entre la ventana y el trozo de cartón pluma.

  • 5. Lentes

Lo creas o no, puedes utilizar lentes externas con tu teléfono.

Son importantes en situaciones con problemas de iluminación y enfoque.

Es necesario que tus imágenes de producto se vean al más mínimo detalle.

Por eso, te recomendaría una lente macro.

¿Por qué?

Porque tienes que resaltar los detalles del producto.

Y este tipo de lente permite capturar hasta el más mínimo detalle.

A la hora de comprar la lente macro tienes que ver si es compatible con tu modelo de teléfono.

Puedes encontrarlos por menos de 20 euros en www.mediamarkt.es y www.amazon.es

  • 6. Aplicaciones

Lo ideal es que primero empieces usando la aplicación que viene instalada en tu smartphone para la toma de fotografías ecommerce.

Si no obtienes los resultados que quieres, te recomiendo que uses la siguiente aplicación:

Si tienes un smartphone Android, descarga Camera Zoom FX y si tu dispositivo es un iPhone descarga Camara+, ambas por menos de 4 euros.

Ahora ya sabes lo que necesitas para empezar a sacar tus fotografías.

¿Cómo tienes que tomar las fotos con tu smartphone?

Paso 1.

Una vez que has reunido todos los accesorios que necesitas, es hora de que decidas dónde vas a sacar las fotos.

Tienes que tener en cuenta que tiene que ser un espacio con mucha iluminación natural.

Por lo que una habitación con una ventana grande por donde entre mucha luz sería ideal.

Tampoco puede faltar nuestro trozo de cartón pluma blanco que colocarás para darle reflejo al lado oscuro de tu producto.

Paso 2.

Ahora coge la mesa, el fondo blanco y el trozo de cartón pluma blanco que has elegido para sacar tus imágenes y colócalos.

Ahí es donde vas a colocar tu producto y el trípode con tu móvil.

Paso 3.

Prepara el teléfono que vas a utilizar (con lente o sin ella) y colocalo en el trípode.

Tienes que colocarlo encima de la mesa llenando el marco de la imagen con tu producto pero dejando suficiente espacio blanco en todos los lados por si quisieras recortar la imágen.

Una vez que ya tienes tu mini estudio fotográfico listo, tienes que asegurarte de que todo a tu alrededor esté limpio.

Los productos tienen que estar perfectos, limpios, sin precios ni etiquetas para que todo salga perfecto.

Y ahora a empezar a fotografiar tus productos.

Tienes que sacar varias capturas de lo mismo, 3 o 4 fotos, para poder elegir la mejor más adelante.

No olvides tomar fotografías del producto desde distintos ángulos.

Por delante, detrás, los lados. Sin olvidar fotografiar de cerca para poder ver con mayor detalle las características del producto.

¿Ya has acabado con tu sesión fotográfica?

¡Perfecto!

Pero, ¡espera! no empieces a subir tus fotos al ordenador que todavía no has terminado.

Ahora tienes que retocar un poco tus imágenes para que se vean perfectas en tu ecommerce.

Te recomiendo descargar la aplicación gratuita Snapseed para hacer algún retoque fotográfico.

Te recomiendo hacer lo siguiente:

  • Corrección de color

Entras en la aplicación y abres la imagen que quieres editar.

Pinchas en herramientas y luego balance de blancos.

Aquí tienes que elegir el cuentagotas y con él seleccionado tienes que pinchar en una parte blanca de la imagen.

En principio, también valdrían colores neutros.

  • Mejorar un poco la luz

En herramientas, seleccionar mejorar foto.

Tienes que modificar brillo y contraste de la foto.

Para hacerlo solo tienes que seleccionarlos y en la parte superior ajustarlo.

Generalmente tendrás que subir ambos valores.

  • Recortar

Si fuese necesario, recorta tu imagen.

Sencillo, solo tienes que ir a herramientas y después seleccionar recortar.

Puedes elegir que formato utilizar (Cuadrado, 4:3…)

Con estos ajustes básicos tus imágenes mejorarían mucho en calidad.

Te recomiendo que si tienes tiempo libre eches un vistazo a la aplicación para que mejores en la edición de fotografías.

Todo es practicar y practicar.

Para finalizar, eliminar el fondo de tus imágenes sería algo muy importante.

Como por tu propia cuenta sería muy difícil y te llevaría muchas horas de trabajo.

Te recomiendo mandar tus fotos a www.removemybackground.com

Solo son 1,20$ por imágen, que sería algo menos de 1 euro.

Merece la pena invertir en ello.

Ya que esto asegura que tus imágenes y tu sitio web tengan un aspecto profesional y consistente.

Y ¡lo más importante!, que toda la atención se centre en el producto que vendes.

Ahora si que si has terminado y puedes empezar a subir tus fotos a tu página web.

Ya te habrás dado cuenta de que ya no hay más excusas para que tus imágenes de productos estén descuidadas y generen mala imagen.

Simplemente con tu smartphone y alguna ayudita más puedes tener un ecommerce como dios manda.

Y sobretodo, a un precio muy bajo.

¿A qué esperas entonces para ir corriendo a por tu smartphone y empezar a mejorar tu ecommerce?

Como ya te he dicho solo necesitas un smartphone, un trípode, un fondo blanco, una mesa, una lente macro, luz natural y alguna aplicación.

Conseguir todo eso no te supone mucho esfuerzo económico, por lo que no lo dejes más y ponte con ello.

Lleva a tu ecommerce al siguiente nivel.

Lo más nuevo

Newsletter

Lista VIP

Únete y recibe nuestros artículos más valiosos, consejos de conversión y herramientas útiles.